Como muchos de vosotros ya sabréis, durante los días 6 y 7 de septiembre se celebró en el recinto del Poble Espanyol de Barcelona el Birraso, primer festival de «música artesana y cerveza en directo» organizado por Beer Events,  los responsables del BBF, que por supuesto respetaron las mismas pautas para la estructura de montaje en este festival.

Bién, mi llegada al Birraso fué alrededor de las 20;00 horas, el emplazamiento no podía ser mejor, la Plaza Mayor; -que emula la Plaza Castellana de Riaza en Segovia- presidida en su flanco izquierdo por el escenario, donde tenían lugar las actuaciones, y rodeada en dos de sus costados por los mostradores con sus correspondientes grifos de cerveza, y trás ellos el personal del BBFCREW.

Gracias a una afluencia lenta y escalonada de público tuve la posibilidad de saludar a todos o casi todos los conocidos y amigos que iban llegando, al igual que no tuve que sufrir ninguna espera para ir rellenando mi vaso.

Mientras, en el escenario se preparaba una nueva actuación… siento decirlo, pero ese fué uno de los momentos más críticos y que más me cortaron el rollo, los decibélios distorsionados de Tokyo Sex Destruction superaron mi capacidad auditiva (será que me hago mayor ?) y anularon cualquier intento de comunicación oral con mis tertulianos. Más tarde me informaron que el sonido estaba regulado para un aforo de público muy superior.

El siguiente pase corrió a cargo de The Sweet Vandals, una banda de soul que me encandiló y me ayudó a olvidar mi anterior sufrimiento, celebrándolo con Anderson Valley y Brew Dog… Libertine Libertine pedía mi cuerpo, cerveza negra con música negra entra…

A continuación daba paso la actuación más esperada por mis piernas; Fundación Tony Manero, una explosión de funky y música disco que me transportó décadas atrás… creo que hasta me creció el pelo… ya que me desmelené de lo lindo… Un disfrute total que combiné con la cerveza adecuada; la Fundación Tony Manero, elaborada en Ca’l Arenys para la ocasión; que viene a ser una variante de la Guineu Riner pero negra… como el funky…

En definitiva una gran velada que espero repetir en próximas ediciones…

Birraso… que siga el espectáculo !!!